El legado vivo de los indios sioux

La reserva india de Standing Rock, en Dakota del Norte y del Sur, es casi tan grande como Asturias pero sólo tiene 8.000 habitantes, un lugar que ha añadido un nuevo capítulo a la historia de la resistencia de la nación dakota o sioux. Una nación india que como la apache, sigue resistiendo por su dignidad tantas veces mancilladas.

No hay que decirlo, entre nosotros esta historia es conocida por nosotros por la gran pantalla, y en menor grado en una cierta bibliografía. Cuando hablamos de los sioux, de una manera u otro no estamos refiriendo a películas como Bailando con lobos (Dance with woives, USA, 1990) donde los mejor con mucho son los propios nativos, o entre los clásicos a  Yuma (Run af the arrow, USA, 1957), obra de Samuel Fuller en la que Sara Montiel fue una valerosa “squaw”. Nos remite al trasfondo trágico de las aventuras de Buffalo Bill, o de las desventuras del general Custer, el emblemático protagonista de la Batalla de Little Big Horn. Este momento liberador tuvo lugar el 25 y 26 de junio de 1876, cerca del río Little Bighorn, territorio de Montana (Estados Unidos de América), siendo ésta una de las muchas batallas de la Guerra de Black Hills entre soldados del 7.º de Caballería…1/

>> Seguir leyendo en kaosenlared.net